Generalidades de los Anfibios

(MARCO CONCEPTUAL)

Los anfibios son organismos vertebrados que se caracterizan por presentar (en diferentes fases de su vida) hábitos de vida en agua y tierra, lo que los hace únicos y distinguibles al compararlos con otros vertebrados. Además, estos hábitos de vida le otorgan características morfo-fisiológicas que se pueden observar tanto en larvas como en adultos; como por ejemplo al respirar, en las primeras etapas de su desarrollo larval, esta se lleva a cabo por medio de estructuras especializadas llamadas branquias y después, cuando los individuos pasan por su proceso de metamorfosis y llegan a la adultez la respiración es por medio de pulmones o de la piel (incluso algunos carecen de pulmones), ya que esta tiene propiedades de permeabilidad que facilitan el intercambio gaseoso, el balance electrolítico e hídrico.

Dentro del grupo de los anfibios se pueden encontrar particularidades, las cuales permiten organizarlos en tres grupos: las cecilias (culebras ciegas o ápodos), salamandras (urodelos) y sapos/ranas (anuros). Las particularidades también se presentan en la reproducción, pues en este grupo de vertebrados se pueden dar dos tipos de fecundación; la externa, en la cual el macho sujeta a la hembra con las patas anteriores (amplexus) y el esperma se deposita luego de que se pongan los huevos (para anuros). La fecundación interna sucede para salamandras, el esperma se vierte en espermatóforos que luego son recogidos por las hembras y almacenados en algunas glándulas de la cloaca para ser usados en el momento o después, otro mecanismo de fecundación interna implica que el macho evierta su cloaca y la utilice para penetrar a la hembra (este último mecanismo principalmente utilizado por las cecilias).

Cuando los huevos son depositados (ya sea en tierra: briofitas, debajo de hojas, etc., o en agua: nidos de espuma) puede existir el cuidado parental; en el cual son los machos principalmente los que cuidan de los nidos para que no sean depredados y brindándoles protección adicional al cargarlos en su dorso.

Los anfibios son muy importantes en los ecosistemas y cumplen funciones ecológicas irremplazables pues aportan energía trófica a la cadena alimenticia, son controladores de insectos y actúan también como bioindicadores, es decir que su presencia da un panorama preliminar sobre el estado de los ecosistemas en los que habita.